La familia vista desde la ficción: de la convencional a la traidora y disfuncional

Los Lannister, familia atípica
/ 18 mayo, 2018

La familia seriéfila se ha ido moldeando con los años sufriendo un claro cambio de paradigma: de arquetipo a experimento, de nuclear a otros formatos, de sagrada institución a pegamento que mantiene (más o menos) unidos a una serie de personajes discordantes. 

Las familias más raras del cine, en el videoclub de Orange TV

Leer artículo relacionado

Pero sobre todo se ha liberado de clichés. Se ha ido abriendo conceptualmente para reflejar los cambios sociales y adoptar nuevos modelos: familias monoparentales, familias homosexuales, etc. Pero también familias de delincuentes y disfuncionales.

Hay series capaces, incluso, de reflejar en una sola historia toda esa variedad, convirtiéndose en todo un alegato a la diversidad familiar, como ‘Modern Family’ y ‘Transparent’.

Familia solo hay una y a estas se las inventaron los guionistas.

La familia nuclear

Los Alcántara, familia nuclear

O biparental. O clásica. Esa alrededor de la que se desarollaba cualquier sitcom de los 80 y los 90. Siempre bien avenidos, abuelo o abuela y mascota incluidos, los hijos siempre obedientes, siguiendo la línea marcada. Y si se presentaba un problema —siempre menor—, se solventaba con un abrazo en el minuto 21.

Fueron familias clásicas los Winslow en ‘Cosas de Casa’, los Seaver en ‘Los problemas crecen’ y lo son los Alcántara de ‘Cuéntame’, aunque sus vidas sean de todo menos cotidianas. En el reverso encontramos a ‘Los Simpson’ y los Dunphy de ‘Modern Family’. Ellos también son clásicos, pero solo en su estructura: han sabido darle la vuelta al tópico y convertir lo aparentemente típico en algo fuera de lo común.

La familia disfuncional

Los mellizos Reynolds, familia disfurncional

Se sitúa en las antípodas de la familia arquetípica. Para la psicología, son familias tóxicas o patológicas. Es esa que jamás presentarías a tu pareja (y no al revés) porque te provocan vergüenza ajena. No se puede contar con ellos ni confiar en que ese vínculo -el lazo de sangre- sea suficiente para evitar su traición.

Que se lo digan a Meg, de ‘Padre de Familia’. Son sus propios padres los que le hacen bullying y ha acabado muerta más de una vez. Los mellizos Reynolds de ‘It’s always sunny in Philadelphia’ (‘Colgados en Filadelfila’, en España) no se fían el uno del otro, sobre todo si hay drogas de por medio. Tampoco su padre legal (Danny DeVito) es lo que se dice un rol model.

La familia atípica

Ideas dantescas como hermanos incestuosos o hijos que matan a sus padres, bien vendidas (bien escritas y ejecutadas) pueden ser todo un éxito. Con series como ‘Juego de tronos’, la televisión nos ha enseñado que una familia también puede ser de todo menos convencional.

Cuando tu familia no encaja en ninguna etiqueta todo es posible. Que seas una bruja que vive con sus tías —también brujas— y su gato parlante (‘Sabrina: cosas de brujas’). Que tu abuelo sea vampiro y tu padre Frankestein (‘Los Monster’), que regentéis una funeraria familiar (‘A dos metros bajo tierra’) y que tu padre decida declararse transexual cuando casi está en edad de jubilarse (‘Transparent’).

La familia monoparental

Una madre coraje

Ocho de cada diez familias monoparentales españolas están formadas por una madre y dos hijos. Es casi la misma situación que viven en la ficción. Nos cuesta ver a padres tirando de su prole y en la mayoría de casos son viudos. Sirvan tres ejemplos totalmente antagónicos para dar cuenta de que el patrón se repite sin importar género o país de producción: ‘Médico de Familia’, ‘Touch’ y ‘Everwood’. Ellas, todas muertas.

Parece el único motivo aceptable: la madre que pasa de sus hijos no goza de mucha popularidad. ¿A alguien le caía bien la madre de ‘Blossom’, que se largó a París dejando a Nick Russo a cargo de sus tres hijos? Fue la gran oportunidad para un personaje masculino de ejercer ese rol que la ficción casi nunca reserva para ellos: el padre empoderado.

Y sí más para las mujeres, las superheroínas que trabajan, llevan su casa sin ayuda, crían a sus hijos y hasta se enfrentan a un Demogorgon. Poco importa de qué género hablemos; siempre hay un hueco para la madre coraje, ya sea en comedias (‘Mom’), dramedia (‘Las Chicas Gilmore’) o pura ciencia ficción (‘Stranger Things’).

La familia homoparental

'Modern Family', diversidad familiar

Es un modelo relativamente nuevo, ya que la ley no permitía hasta hace muy poco que parejas gay pudieran adoptar un niño o engendrarlo (en el caso de las lesbianas) y considerarlo legalmente de ambas.

Por eso que Ben Geller tuviera dos madres en ‘Friends’ (hablamos de los años 90) se vivió como toda una revolución. Para cuando conocimos a Cam, Mitchell y Lily (‘Modern Family’, 2009), las familias formadas por progenitores del mismo sexo ya no eran tal novedad.

La familia compuesta

“‘Til the one day when the lady met this fellow
And they knew that it was much more than a hunch
That this group must somehow form a family
That’s the way we all became the Brady bunch…”

‘La Tribu de los Brady’ desempeñó un rol en EE.UU. que iba más allá de la ficción. Era casi una forma de presentar en sociedad este nuevo modelo: dos familias que se unen por el amor de dos personas; una fusión corporativa que da lugar a una nueva empresa llamada hogar.

Ya lo decía Fran Perea en ‘Los Serrano’: “Uno más uno son siete…”.

Pese a la aparente modernidad que destilaban los Brady, la serie no servía, ni mucho menos, como propaganda del divorcio (hablamos de ABC, la cadena familiar por excelencia). Si Carol y Mike unieron sus destinos fue porque ambos eran viudos. Aunque Seth MacFarlane tiene otra teoría al respecto.

La familia sin lazos de sangre

“Formamos una gran familia”, dicen los trabajadores de una empresa, el equipo de rodaje de una serie o su reparto.

Porque no hace falta compartir sangre ni apellido para considerar a alguien parte de la familia. Si pasas tiempo con ellos (más que con los legítimos), compartes tu día a día, para lo bueno y lo malo, si están ahí cuando los necesitas… ¿Acaso no son tu familia? La diferencia es que a esta la eliges tú.

Es un fenómeno muy común en la ficción: pandillas de amigos que se absorben los unos a los otros de forma casi obsesiva, que pasan cada minuto de sus vidas juntos. Es la premisa perfecta para desarrollar una serie; la que nos enseñó ‘Friends’ y han copiado tantas otras hasta la saciedad: ‘New Girl’, ‘Cómo conocí a vuestra madre’, ‘The Big Bang Theory’, ‘Happy Endings’ y un largo etcétera.

La familia que delinque unida

Pablo Escobar y su madre, en 'Narcos'

Aunque no siempre permanece unida. En ‘Breaking Bad’ Mr. y Mrs.White se metieron al negocio de los lavaderos de coche (y de dinero negro) porque no tuvieron más remedio. Pero eso, ya lo sabemos, no acabó bien. Si eres uno de los afortunados que aún puede disfrutarla por primera vez (eso que desearían los que ya conocen su final), ahora puedes ver toda la serie a la carta, en Orange Series, el nuevo canal de Orange TV.

Más unidos estaban ‘Los Soprano’, haciendo gala de esa pasión y ese respeto por la familia que muestran siempre los mafiosos. Y los italianos.

Pablo Escobar (interpretado por Wagner Moura en ‘Narcos’) también necesitó de la ayuda de su madre en sus primeros años como narcotraficante. Como Manuel Charlín de sus hijos y del resto de ‘charlines’ (primos, amigos y demás) para esos negocios sucios y reales que hemos conocido a través de ‘Fariña’.

La familia que esconde secretos

Tómese como ejemplo cualquier saga familiar adinerada de ficción y obsérvese de cerca. Todos tienen algo que ocultar, todos actúan a espaldas de otros porque hay muchos intereses en juego. Herencias millonarias, el favor de papá, la dirección de la empresa familiar…

Es un modelo, el de la familia traidora, que se repite con frecuencia en esos grandes culebrones americanos de los 80 como ‘Dinastía’, ‘Santa Bárbara’ y ‘Falcon Crest’. Hoy todas están representadas en una sola: la de los Lannister, en ‘Juego de Tronos’. Bien pensado, la de HBO es otra de esas series que muestran en uno solo todos los universos familiares posibles.

El patrón se sigue repitiendo. Tanto que ‘Dinastía’ ha vuelto a la vida, en forma de remake.

La ficción sigue acogiendo nuevas ideas, actuando como espejo y reflejo de una sociedad en constante cambio, hasta en sus pilares más básicos, como la familia. Celebrando la diversidad y la libertad.

Imágenes |  Cabecera: IMDb/Lena Headey. Texto:  IMDb/Cuéntame cómo pasóIMDb/Colgados en Filadelfia Patrick McElhenney – © Copyright 2017, FXX Networks, IMDb/Stranger Things Netflix – © 2016 Netflix, IMDb/Modern Family Peter “Hopper” Stone/ABC – © 2017 American Broadcasting Companies, Inc., IMDb/Narcos.

/ / / / /
Subir