Los pasajeros del tiempo, cuando H.G. Wells se convirtió en detective
8 septiembre, 2017
Avalancha de novedades en los estrenos de Netflix para septiembre
11 septiembre, 2017

Cuando la realidad nos aterra más que la ficción

Black Mirror

En Pop TV somos grandes fans de las películas de terror y de los thrillers psicológicos. Por ejemplo, hace muy poco te recomendábamos ‘Las 5 mejores adaptaciones al cine de las novelas de Stephen King’. Sí, nos gusta pasar miedo… cualquier clase de miedo, porque más allá de monstruos y situaciones paranormales, si nos paramos a pensarlo, nuestra realidad cotidiana también puede ser bastante aterradora. Con este artículo te lo vamos a demostrar.

 

Bienvenido a la era de la posverdad

‘American Horror Story’ está a punto de estrenar séptima temporada y ya se ha convertido en un referente del género de terror en la pequeña pantalla. Su particular brutalidad visual, sus historias retorcidas y la originalidad de una temporada siempre diferente a la anterior, han mantenido a esta serie en una de las más frescas que se pueden encontrar en televisión.

Así que, tras llevarnos a una casa encantada, a un manicomio o a un circo terrorífico, entre otros lugares de ‘ensueño’, esta vez los guionistas han decidido que la actualidad ya es lo suficientemente aterradora y que se merece una oportunidad. La nueva temporada de ‘American Horror Story’ da comienzo con la victoria de Donald Trump en las elecciones norteamericanas de 2016, hecho que desencadena el resurgimiento de sectas y sociedades secretas bastante perturbadoras.

Nada de ambientaciones extrañas, nada de recursos paranormales – por lo menos al principio – ni de criaturas traídas de nuestras peores pesadillas. Aquí la realidad se impone y nos plasma un mundo aterrador en el que la amenaza no es un ente demoniaco, sino la propia rutina.

La rutina, en muchos casos, pasa por las noticias políticas que afectan a cualquier ciudadano. Y si hay una serie que nos pueda mostrar el lado más oscuro, sórdido y, en última instancia, aterrador de la política, esa es ‘House of Cards’ – que puedes disfrutar con Orange TV y Netflix. La ficción que protagoniza Kevin Spacey no solo nos enseña las cloacas del poder, sino el estremecedor camino que puede llegar a emprender una persona adicta al poder, uno que se puede llevar por delante vidas enteras. ¿Qué tiene que envidiar Frank Underwood al psicópata protagonista de cualquier cinta de terror?

Está claro que la política puede dar bastante miedo, porque las consecuencias de su mal uso pueden derivar en la sociedad en su conjunto, al igual que un mal uso de la tecnología puede llevarnos al desastre, tal y como relata cada episodio de ‘Black Mirror’.

Esta obra de ciencia-¿ficción? nos ha hecho explorar múltiples historias, todas ellas potenciales futuros para nosotros, en los que el uso de la tecnología nos lleva a vivir situaciones o escenarios que dan auténtico miedo. Futuros distópicos en los que un oso digital se hace con el poder o en los que la popularidad lo es todo para acceder a una vida placentera, nos muestran cómo no hace falta recurrir a una casa encantada para dejarnos con ‘mal cuerpo’.

Y si mezclamos la mencionada política y la tecnología, el resultado es ‘Person of interest’, una serie ya concluida que, durante cinco temporadas, nos muestra hasta qué punto podemos perder la privacidad y la libertad en pos de la ansiada seguridad. En esta obra ideada por J.J. Abrams – por supuesto- y protagonizada por Jim Caviezel y Michael Emerson, se nos enseña cómo una Inteligencia Artificial puede llegar a suponer el más terrorífico de los personajes.

Estas series son solo un pequeño ejemplo que nos demuestra que, a veces, la realidad nos puede contar historias de miedo mucho más aterradoras que la ficción.