‘Monstruo: La historia de Jeffrey Dahmer’: todo sobre la figura real del asesino en serie

/ 5 octubre, 2022

El caníbal y el monstruo de Milwaukee. Con estos dos sobrenombres se conoce a uno de los más famosos asesinos en serie de la historia criminal de Estados Unidos, Jeffrey Dahmer. Ahora, una miniserie de gran éxito en Netflix, disponible a través de Orange TV, cuenta su verdadera historia. 10 capítulos avalados por el reconocimiento de crítica y público.

Los asesinos a los que las series nos enseñaron a amar

Leer artículo relacionado

17 muertos y una lista de acciones repulsivas

Jeffrey Lionel Dahmer nació el 21 de mayo de 1960. Su madre reconoció haber tomado antidepresivos durante el embarazo, ya que padecía trastornos mentales. Ya había visitado alguna que otra vez un hospital psiquiátrico. La figura paterna estuvo muchas veces ausente del hogar y debido a su trabajo como químico, los viajes de negocio eran frecuentes.

Dicen algunos expertos que uno de los rasgos en los que más temprano se manifiesta la psicopatía en las personas es en el gusto por el maltrato animal. De hecho, a Dahmer le encantaba destripar a los peces que pescaba junto a su padre y ver cómo agonizaban. Otro de sus pasatiempos favoritos era pasear por las calles asfaltadas de Ohio (Estados Unidos) buscando animales atropellados. Cuando encontraba uno, lo abría en canal y observaba su interior.

https://www.youtube.com/watch?v=XGTrtPATyPs

En el instituto siempre fue considerado como ‘raro’ y ya tenía problemas con el abuso del alcohol. Tras varios intentos fallidos de terminar los estudios, acabó en el ejército. Sin embargo, sus problemas con la bebida lo ‘perseguían’ y fue expulsado en 1981. La primera vez que estuvo en la cárcel fue por tocamientos a un chico de 13 años tras hacerse pasar por fotógrafo. Esto solo fue el comienzo.

Entre 1978 y 1991, Dahmer asesinó a sangre fría a 17 jóvenes. Los estudios psicológicos realizados a posteriori revelaron que había cierto patrón fisiológico en las víctimas. Había una “similitud morfológica”; el asesino se sentía atraído por “un determinado tipo de cuerpo antropométrico”.

La gran mayoría de sus víctimas fueron asesinadas en el propio apartamento de Dahmer por medio de la estrangulación tras haber sido drogadas. Algunas tuvieron peor fortuna y fueron apaleadas y se desangraron. Incluso a cuatro de sus víctimas les trepanó el cráneo para intentar practicar una lobotomía y convertirlos en ‘zombis’ a sus órdenes.

Su último objetivo, Tracy Edwards, consiguió escapar de las garras de Dahmer y la policía llegó a investigar el apartamento del asesino. Lo que allí encontró era una auténtica galería de los horrores. Desde una cabeza humana en el frigorífico y dos bolsas en el congelador que contenían un corazón y unos genitales masculinos a cinco cráneos y multitud de fotos con las que Dahmer inmortalizaba el proceso de sus crímenes.

Dahmer fue condenado a 15 cadenas perpetuas consecutivas. Tres años después de haber intentado asesinar a su última víctima, encontró la muerte de la mano de un compañero de celda, Christopher Scarver, que lo golpeó con una barra de pesas.

‘Monstruo: La historia de Jeffrey Dahmer’: la serie que lo cuenta todo

La nueva miniserie de Netflix ‘Monstruo: La historia de Jeffrey Dahmer’ ha sido creada por alguien que sabe mucho de la crónica negra de su país, Ryan Murphy. El artífice de ‘American Crime Story’, junto a Ian Brennan (cocreador, con Murphy, de otras series como ‘Hollywood’, ‘Scream Queens’ y ‘Glee’), han construido un relato de diez capítulos de unos 50 minutos que abordan la truculenta historia de un asesino en serie. Uno que, al parecer, mató más de la cuenta por culpa de la ineficacia del trabajo policial. 

Subir